Trabajar con esmero para que nuestra misión sea fecunda especialmente con los hermanos más desposeídos, con los que necesitan especial atención, en el hogar con nuestras familias, en el trabajo  y donde quiera que estemos.

Un A.P. debe proyectar siempre un rayo de luz sobre la fe, esta debe ser cada vez más firme y para todo acontecer de la vida, por lo mismo, debe ser fecunda nuestra entrega para todos aquellos que se nos acerquen, el Señor Jesús necesita de nuestros brazos, de nuestros pies, para poder llegar al hermano sufriente, enfermo, solo, agredido, desamparado, abandonado.

Que este tiempo sirva para avanzar con Cristo, el Señor, porque solo en el tenemos la certeza para mirar el Presente y el futuro.

Sigamos poniendo nuestra fe verdadera en la mirada de nuestro Padre Providente e implorando a nuestra Madre de Dolores para invocar cada día nos regale la entrega, la humildad y la caridad compasiva.

 

Close
30-nov-2013 12:21
 
Fraternalmente Coordinadora A.P. Ximena Molina



Copyright © 2013 Colegio Sagrados Corazones
Calle Vicuña 586 La Serena
Fono 051-2224948